Recién añadido al carrito

¿Dudas sobre Haanitizer? ¡Vamos a aclarar!

#ReadyToCare
¿En qué funciona realmente un desinfectante de manos?

Nuestro desinfectante de manos está hecho de:

El ingrediente clave es alcohol (65%): ataca y destruye la cápside viral que rodea a la mayoría de los virus y gérmenes, indispensable para su supervivencia y multiplicación.

Otros componentes como aloe vera or fragancias, lo hace no solo efectivo, sino que también hidrata tus manos y las hace oler bien. ¿No basta con buenas noticias? Aquí hay uno más:

El desinfectante de manos estándar a base de alcohol (es decir, con un contenido de alcohol del 60%) solo mata ciertos microorganismos.

¿REALMENTE MATAN A TODOS LOS GÉRMENES?

De hecho, es cierto que mata el 99,9% de los gérmenes, pero hay un giro: dependiendo de la normativa de cada país, podemos comunicarlo de una forma u otra. La diferencia es si se ha registrado como cosmético o biocida. De hecho, HAAN es cosmético en algunos países y biocida en otros, ¡aspectos puramente legales!

¿CUÁL ES LA DIFERENCIA ENTRE AGUA Y JABÓN VS HAANITIZER?

La mejor manera de mantener sus manos completamente limpias y prevenir la propagación de enfermedades infecciosas es lavarse las manos con agua y jabón. Esta combinación elimina la grasa que puede contener gérmenes en sus manos y destruye las barreras de todo tipo de virus.

Las manos pueden ponerse muy grasosas en actividades comunes: después de que las personas manipulen alimentos, practiquen deportes, trabajen en el jardín o vayan a acampar o pescar. Cuando las manos están muy sucias, es posible que los desinfectantes de manos no funcionen bien, mientras que el agua y el jabón sí lo hacen. Lo mismo ocurre cuando se habla de productos químicos nocivos, como pesticidas y metales pesados.

¿Cuándo usar HAAN entonces? Nuestro desinfectante de manos es una alternativa práctica cuando no hay agua y jabón disponibles, ya que también ofrece protección contra los gérmenes que causan enfermedades.

La situación perfecta es en ambientes sin acceso a agua y jabón. Imagínese en la calle, trabajando en la oficina, justo antes de comer o justo después de tocar una superficie pública. También en lugares como hospitales, donde no hay suciedad sino muchos gérmenes circulando.

¿CÓMO USARLO?

Si usa uno de nuestros aerosoles, como lo haría con agua y jabón, debe asegurarse de cubrir toda la superficie de las manos (incluido el espacio entre los dedos, muñecas, palmas, espalda y uñas) y frotar durante al menos 20 segundos para obtener una limpieza a fondo. Cuando se usa correctamente, puede inactivar muchos tipos de microbios, pero tenga en cuenta que debe usar la cantidad correcta y no enjuagar.

Fuentes:

CDC (Centros de Control y Prevención de Enfermedades)

Manal Mohammed (Profesor de Microbiología Médica, Universidad de Westminster)

Benhur Lee (Profesor de Microbiología en la Escuela de Medicina Icahn en Mount Sinai)